Sólo hay dos cosas que nos pueden ofender:
Las verdades que no queremos escuchar y las mentiras que nos creemos.
Cuando esto pase es bueno saber a que grupo corresponde la ofensa para no engañarnos y poder devolver el guante adecuado.

https://jmvanjav.wordpress.com/

martes, 15 de marzo de 2011

La experiencia abc de la vida


Dicen que la experiencia es un grado en la vida, y efectivamente lo es hasta para decir tonterías: Con la practica, y aprendiendo unas de otras, estas se hacen mas elaboradas, creíbles y verosímiles. No es un objetivo en la vida, pero si una meta asequible, como en mi caso.
El saber leer la cartilla correctamente de las experiencias, nos sirve de evolución y de mejora en todos los aspectos, hasta para decir tonterías, como en este blog.

Cada uno tenemos nuestro nivel y nuestras limitaciones. Para intentar superar ambas, imitar o compararnos a nuestros ideales, no es la mejor alternativa, eso es solo una fachada hueca con un futuro incierto. Nosotros debemos ser nuestro propio objetivo a batir, tarde o temprano la experiencia nos lo confirmará. Por ello, si lo sabemos o lo intuimos, al menos nuestro punto de partida, estará bonificado y no comenzaremos de cero.

Después de aprender a leer, si no practicamos la lectura, será un conocimiento estéril. En cambio, si lo hacemos aunque sea con anuncios publicitarios, seguramente no nos aportaran gran cosa a nuestro conocimiento pero si ejercitaran nuestra comprensión y menearan las neuronas del cerebro. Es algo simple pero necesario, por ello la primera regla de la experiencia podría ser: Practicar las cosas básicas aprendidas, sobre todo, si nos sirven de comunicación con los demás o el exterior. 

Por ejemplo, no hace falta que seamos escritores ni eruditos, para poner cosas en un blog o para leer el de un amigo. La experiencia obtenida de estas simples acciones, tan cotidianas hoy en día con Internet, nos sirve para apliar nuestras miras y compartir informaciones que, a lo mejor, cara a cara nos resultaría mas complicado. La comunicación es la sangre y el sistema nervioso de cualquier sociedad, y ya que formamos parte de ella, nos guste o no, mejor ser células amigas :-)

lunes, 14 de marzo de 2011

Los 110km/h

Parece que cualquier cosa que nos imponen es siempre negativa y contra nosotros. La última es el debate de los 110km en las autopistas. La mayor parte de los conductores se ha puesto en contra de la medida y ha aducido un montón de motivos para menospreciarla.
Yo no voy a defender al gobierno con sus propuestas, ni mucho menos, me voy a ceñir a lo que supone reducir la velocidad máxima de circulación, bajo mi punto de vista y de una forma tanto objetivamente como de conductor afectado.


He visto artículos totalmente dirigidos a encrespar los ánimos y con mucha intención electoralista. El Fair Play parece que no existe y la Democracia es un campo de juego donde las reglas se cambian a gusto de los que ponen el dinero y los ciudadanos somos meros espectadores que ganamos o perdemos en función de quien nos cante el resultado. Cuantos conductores saben realmente lo que gastan en litros sus vehículos?, si la medida ahorra o no?, si se va a contaminar menos? o se van a reducir el número de accidentes?.


Hasta catedráticos han hecho análisis de la situación con cálculos tan simples como los problemas de primaria (seremos tontos para necesitar este razonamiento tan básico como irreal?); en la linea de si te tal sitio a cual sitio hay x km, yendo a 120 tardamos tanto y a 110 estos minutos más. Vergüenza les debiera dar a tan magnos docentes, explicar con semejantes ejemplos, casi siempre en contra de la reducción de velocidad, que apenas se ahorra combustible y que por otra parte se tarda mas en llegar. Los atascos, las obras, los tramos a 80, 90 o 100 que haya sólo dos carriles, etc son factores que no han tenido en cuenta y que son reales y cotidianos. Al menos ellos han hecho una estimación, otros sólo lanzan sus negativas por los correspondientes medios de comunicación sin haberse molestado en analizarlo.


El caso real es que con los coches actuales reducir a 110, en los tramos llanos o en los con pendiente cuando se hace ida y vuelta, supone mínimo de 0,5l menos cada 100km y lo normal en torno a 1l. Hablo de lo que pasa cuando se conduce, no cuando se especula, un coche a 100-110 necesita pisar menos el acelerador para mantener esa velocidad, en cambio a 120, de no ser un coche bastante potente con la misma aerodinámica y peso, es necesaria mas presión del pedal. Lo de los tiempos, nadie o casi nadie, puede evitar tramos de baja velocidad antes y después de incorporarse a una autopista, y los atascos o embudos formados son lo que de verdad aumenta los tiempos.


Otro factor que no he visto considerado es que ahora adelantar a un camión es mas difícil y a un autobús ni intentarlo. Cuando hay tres o mas carriles esto es secundario pero con dos la cosa, a ciertas horas puede ser conflictiva al estar saturado el carril de la derecha con filas de camiones y en la izquierda con todos a 110. Si a los turismos se les reduce 10km por ahorro por que a los vehículos grandes no se les baja algo también?


Por último mencionaré que aunque indirectamente, la medida salvará alguna vida y eso no tiene precio. Especular y posicionarse del lado de nuestras simpatías políticas, sin analizar ni pensar por nosotros mismos, es seguir el juego que les beneficia a ellos y no a nosotros. Yo no estoy de acuerdo con la política de este gobierno, la S y la O las perdieron de sus siglas, pero objetivamente reducir la velocidad máxima, tiene mas ventajas que desventajas. En USA pueden seguir fabricando coches que gasten 20 litros y quemar gasolina por el placer de oír rugir esos motores, pero aquí debemos concienciarnos que los excesos los pagaremos nosotros mismos .

domingo, 6 de marzo de 2011

Cine: The mechanic acción y evasión con cierto saber hacer

Después de tragar algunas películas de acción, tan exageradas como huecas, hechas solamente para consumo de adrenalina, este genero lo tenia en cuarentena. Por eso tardé en decidirme a ver la que hoy comento.


The mechanic es una historia de acción con cierto suspense que no desentona, algo difícil para otras producciones similares. La trama puede ser muy reiterada, y hasta previsible pero, la puesta en escena y la dosificación de la violencia, consigue que supere el listón del aprobado sin dificultad.


En gran medida es al carácter que impone el actor protagonista, Jason Statham, no es el típico héroe o anti-héroe mostrado por otros colegas suyos. Su término medio y sus habilidades, están mas próximas a un personaje real, que a los super hombres habituales del género.


Lógicamente la película no es nada del otro mundo pero, a mi modo de ver, cumple adecuadamente con su cometido; la de entretener y procurar evasión durante su proyección, sin mirar el reloj o sentir aburrimiento, aun sabiendo o intuyendo lo que va a acontecer.

martes, 1 de marzo de 2011

Los lideres de de las minorías

La situación actual, con todas estas leyes prohibitivas y polémicas, nos hace llenar de comentarios las redes sociales, blogs y por supuesto la vida cotidiana, con posturas, a menudo, tan extremas como las medidas que criticamos. Hacemos linchamientos innecesarios (no hay linchamiento justificado, es la anti razón), en vez de poner nuestro granito para ayudar a llenar el saco.


 Todos por muy pequeños que seamos o nos sintamos podemos ser comandantes de algo, e incluso, lideres de algún pequeño reino. Solo es cuestión de ponerse a pensar en que destacamos, para los más positivos, o en que somos lo menos torpes, para los de la botella medio vacía.

En mi caso es una cosa bien sencilla, y este blog me puede servir de ejemplo. Voy a poner en un lado a todos los que escriben mejor que Yo, y en el otro, a los que Yo les supero. Esta claro que Yo seria el líder de una minoría, a lo mejor no tan pequeña si incluyera a los analfabetos, pero eso ya tomaría tintes de mal gusto por mi parte; lo dejaré con los que escriben peor que Yo, poquitos pero a alguno ganaré. 

Ahora que soy un dirigente, lo que debo de hacer es comportarme como tal, y dar ejemplo, a los tres o cuatro que lo hacen peor que yo. Para empezar, aunque la tontería (entrada del blog) sea mayúscula, darle una pasada al corrector ortográfico para que, además, no sea aberrante. Después, cuidar un poco los tiempos verbales y la puntuación, para que se pueda leer y se entienda aunque carezca de significado lo escrito (generalmente son tonterías de una mente al 50% de payaso y  de zombie).

Como he dicho al principio, no hace falta ser una celebridad para ser alguien, todos lo somos, por mal e insignificantes que nos sintamos, en cualquier aspecto de la vida. Para bien o mal somos humanos y debemos comportarnos como tales; Comandar a nuestra minoría como es debido, dando apoyo, seguridad y ejemplo, a nuestros supuestos inferiores. 

Siendo tan poca cosa; tenemos esa ventaja sobre los magníficos y los prepotentes, dueños de todo por derecho o por imposición; podemos y somos personas. Estos, por muy grandes y poderosos que se vean y sientan, a su vez son ínfimos, comparados con el Universo al que todos pertenecemos. Si los pequeños líderes de andar por casa, o de blogs del tres al cuarto como este, damos ejemplo de coherencia y de ser lo que somos sin creernos lo que no somos, escogeremos la opción de mejorar y evolucionar socialmente nuestro entorno.

Los líderes espirituales y los magnates del poder saben que no pueden mantener su estatus, sin controlar a esa gran masa humana que somos nosotros. El miedo y la coacción son sus armas contra las diversas sociedades, unas tercermundistas y otras matrixiadas. Nosotros, ellos lo saben, (nosotros también aunque disimulemos) tenemos la última palabra EN TODO pero SIEMPRE Y CUANDO QUERAMOS HACERLO. 

Las buenas intenciones suelen ser las semillas de las buenas acciones y nuestro espiritu de rebeldía es la llamita que evitara que nuestro horizonte sea completamente frío y negro.